Sinopsis

Uno de los mayores ejemplos históricos del triunfo del poder espiritual sobre la violencia y la opresión se relata en “Liberando un Continente: Juan Pablo II y la revolución de la libertad”, un documental que capta el destacado papel desempeñado por Juan Pablo II en la caída del comunismo y la liberación de la Europa central y oriental.

 

Cuenta con los testimonios de líderes intelectuales como el biógrafo papal George Weigel, el historiador Norman Davies, el vicepresidente del Instituto Pontificio Juan Pablo II Carl Anderson, el Cardenal Stanislaw Dziwisz, el consejero de Seguridad Nacional del presidente Reagan Richard Allen y muchos otros.

 

Esta es la increíble historia de la fe inquebrantable de un hombre, nacida de un profundo sufrimiento personal, de su firme defensa de la dignidad de la persona humana en medio de los horrores de la ocupación nazi y soviética y de su inquebrantable creencia en la unidad espiritual de Europa. “Liberando un Continente” revela cómo estas convicciones derrocaron un imperio destructivo y cómo siguen siendo hoy el cimiento moral de una Europa de paz y libre.

Biografías

Carl Anderson

Productor Ejecutivo

Carl A. Anderson es el presidente ejecutivo y presidente de la junta directiva de los Caballeros de Colón, la organización más grande del mundo de laicos católicos con más de 1,9 millones de miembros. Fue colaborador cercano de San Juan Pablo II desde principios de los años ochenta. Ha servido en numerosas comisiones del Vaticano, incluyendo consultor del Consejo Pontificio para las Comunicaciones Sociales (2006). Anderson también fue productor ejecutivo en la película “For Greater Glory” protagonizado por Peter O’Toole, Andy Garcia y Eva Longoria.

David Naglieri

Director y guionista

David Naglieri es director, guionista y productor de documentales. Ha sido nominado a los premios Emmy en varias ocasiones y entre sus trabajos se encuentran “Guadalupe: the Miracle and the Message”, narrado por Jim Caviezel; “Unbreakable: A Story of Hope and Healing in Haiti”, narrado por Bruce Greenwood; “John Paul II in America: Uniting a Continent”, narrado por Andy Garcia; “Francis: the Pope from the New World”; “For Greater Glory: the True Story of the Cristeros”; “Road of Hope: the Spiritual Journey of Cardinal Van Thuan”; “A Hand of Peace: Pope Pius XII and the Holocaust” and “Opus Dei: Decoding God’s Work”. Recibió en 2002 una beca PEW para estudiar la influencia de la religión en los avances globales contemporáneos. David posee un Master en Relaciones Internacionales por la Universidad de Boston y una Licenciatura en Historia por la Marist College. Anteriormente trabajó para Salt & Light Television en Toronto.

Momentos Destacables

1964, 1967: Karol Wojtyła es nombrado Arzobispo de Cracovia en 1964; le nombran cardenal tres años después.

 

1967-1969: El arzobispo Wojtyła lidera una campaña para construir una iglesia en Nowa Huta, el llamado “paraíso de los trabajadores”, construido por los comunistas en los barrios más al este de Cracovia en los años cincuenta. En 1969, Wojtyła consagra la iglesia del Arca del Señor, un gran triunfo en la lucha por la libertad religiosa detrás del telón de acero.

 

1978: El Cardenal Karol Wojtyła es elegido Papa, el primer Pontífice no italiano en 455 años.

 

1979: El Papa Juan Pablo II regresa a su Polonia natal por primera vez desde su elección y millones de personas le reciben, a pesar de los esfuerzos del Partido Comunista por impedir las manifestaciones masivas de fe de los católicos polacos.

 

1980: “Solidaridad”, el primer sindicato independiente que existió bajo el régimen comunista, nace después de varias huelgas nacionales en Polonia. Con el apoyo del Papa Juan Pablo II, “Solidaridad” crecen hasta llegar a tener más de 10 millones de miembros, transformando a Polonia en un faro de esperanza para las naciones reprimidas bajo la dominación soviética.

 

1989: Las conversaciones en Polonia llevan a la legalización de “Solidaridad” y a unas elecciones libres. El Muro de Berlín cae y los regímenes comunistas comienzan a derrumbarse en toda Europa Central y Oriental.

Principales Entrevistados

Cardenal Stanisław Dziwisz, Arzobispo emérito de Cracovia
Carl Anderson, Caballero Supremo de los Caballeros de Colón
George Weigel, biógrafo de Juan Pablo II
Dr. Norman Davies, historiador inglés
Fr. Maciej Zięba, O.P., teólogo y filósofo
Mons. Mieczyslaw Mokrzycki, Arzobispo de Lviv
Mons. Rev. Gintaras Grusas, Arzobispo de Vilnius, Lituania
Hana Suchoka, ex Primer Ministra de Polonia
Dr. Stanislaw Grygiel, filósofo, Instituto Juan Pablo II
Joaquín Navarro-Valls, ex director de la Oficina de Prensa de la Santa Sede
Richard Allen, asesor de seguridad nacional de Ronald Reagan
Valdus Adamkus, ex Presidente de Lituania

Hechos Claves

1. Lo espiritual y lo secular. El comunismo mantuvo su poder en Europa del Este a través del miedo, la represión y la brutalidad. Sin embargo, no pudo ser erradicado por la fuerza. Como el preeminente historiador polaco Dr. Norman Davies declara en el documental: “Sólo podría ser derrotado por el poder espiritual”. La historia de la caída del comunismo en Polonia y la liberación de un continente demuestra dramáticamente esta verdad. Cuando Juan Pablo II comenzó su histórica peregrinación de 9 días en junio de 1979, al celebrar misa en la Plaza de la Victoria de Varsovia, pidió a Dios que “enviara su Espíritu y renovara la faz de la tierra”, añadiendo después de una pausa dramática: “la faz de esta tierra”. Era un poderoso indicador de que en última instancia Dios era soberano y no el régimen comunista. Sus numerosos discursos y homilías durante esa peregrinación ayudaron a los polacos a darse cuenta de la verdad sobre su identidad católica, restaurando un sentido de dignidad y valor. Esta transformación propició el surgimiento de “Solidaridad”, el primer sindicato independiente que existió bajo el régimen comunista, y el eje de una revolución popular que derrumbó el telón de acero.

 

2. El primer dominó: Polonia. Karol Wojtyła procedía de Polonia, el país más católico de los países del Pacto de Varsovia, que en 1978 se convirtió en el hogar del primer Papa no italiano en 455 años. La Iglesia católica de Polonia, que había sufrido inmensamente durante la Segunda Guerra Mundial y la subsiguiente represión soviética, experimentó una renovación espiritual gracias a la “Gran Novena” dirigida por el Cardenal Stefan Wyszynski, y que culminó en la celebración de los mil años de cristianismo en Polonia, en 1966. Incluso antes de su elección como Papa y su regreso triunfal a Polonia, Juan Pablo II estuvo profundamente involucrado en plantar las semillas de la resistencia futura. Como sacerdote popular dedicado a la labor con jóvenes estudiantes universitarios, Wojtyła organizó muchos viajes en kayak y senderismo, ayudó a cultivar “zonas de libertad” en las que los jóvenes pudieran expresar su fe y compartir ideas en una nación donde el pensamiento libre fue sofocado. Más tarde, como Arzobispo de Cracovia, Wojtyła ayudó a inspirar a numerosos intelectuales y obreros unidos por la convicción de que la persona humana fue hecha para la libertad. La rica fe del país fue un terreno fértil que permitió que las semillas de la peregrinación de 1979 dieran lugar al movimiento Solidaridad.

 

3. La relevancia de Juan Pablo II en Europa Central y Oriental. La revolución de la dignidad en Ucrania, en 2014, no se produjo en el vacío. Los ucranianos se levantaron para defender su deseo de ser respetados como una nación libre con una orientación europea. Lo que comenzó como un movimiento de resistencia a un gobierno corrupto se convirtió en un movimiento de amplia base para reconstruir la sociedad civil en Ucrania como fundamento esencial para la nación. Estos valores fueron una parte clave del mensaje post-comunista de Juan Pablo II a las naciones liberadas de Europa Central y Oriental. El arzobispo Sviatoslav Shevchuk describió el levantamiento como “una larga e inspirada peregrinación desde el miedo y el fraude hasta la dignidad y la integridad”. Shevchuck dijo: “San Juan Pablo II nos protegerá y protegerá al mundo de los nuevos telones de acero y los nuevos muros de Berlín”